¿Por qué nos lesionamos?Lesiones Lesiones Running Manuela Besomi SeRUN

¿Participaste de la encuesta SeRUN?

Si no participaste, pero quieres saber en qué consistió no dejes de visitar nuestro Sitio Web donde podrás informarte de nuestros proyectos y de las próximas investigaciones, y ser parte de nuestra comunidad científica del running!

En los siguientes artículos estaré presentando algunos resultados de nuestro estudio SeRUN, el cual lo finalizaremos con una invitación al seminario de difusión del mismo.

¡No te quedes fuera!

Lesiones en el running: La delgada línea entre el creer, el saber y el hacer; Parte 1

¿Quién no ha sufrido una lesión por correr? ¿Cuántas veces hemos tenido que detener nuestro entrenamiento por molestias o lesiones? ¿Por qué se producen y cómo podemos evitarlas?

Primero que todo, ¿sabemos qué es una lesión relacionada al running?

Conceptualmente, se define como aquél dolor o molestia que causa una restricción de la participación en el running durante al menos 1 semana ó 3 sesiones programadas de entrenamiento consecutivas. No se considera como lesión dolor muscular tardío, ampollas y calambres musculares menores a 5 días. En términos prácticos, es una molestia que se repite durante los entrenamientos, que no nos permite correr o nos hace modificar nuestra conducta, por lo tanto OJO, dolores que se mantienen en una semana DEBEN ser evaluados por un especialista del área de la salud, ya que no es normal y podemos estar dañando nuestros tejidos. Recuerden el artículo pasado sobre las adaptaciones del músculo y contracturas (Leer Contracturas: ¿Cuándo parar?); son sobrecargas que pueden terminar en una falla del tejido y, por lo tanto, lesión.

En nuestro “Estudio SeRUN: Descripción del perfil del corredor y conductas asociadas al running, Región Metropolitana 2015-2016”, participaron 821 corredores de la Región Metropolitana, específicamente de la provincia del Gran Santiago, de los cuales un 54% eran hombres y 46% mujeres, con una edad promedio de 33 años.

El 43.1% reportó haber presentado al menos una lesión previa en los últimos 12 meses, siendo más frecuente en la zona de tobillo/pie (35.7%), rodilla (31.7%) y pierna (15%).

La figura 1 muestra la distribución de la lesión previa por zona anatómica según sexo.

Imagen_Lesiones_por_que_nos_lesionamos_por_Manuela_Besomi_03

Teniendo en cuenta entonces qué es una lesión y cuántos corredores dijeron presentar una, ¿qué creen ellos son los principales motivos de lesión?

Se les preguntó a los participantes cuáles eran las razones que ellos creían causa de lesión en el running, y tanto hombres como mujeres refieren que las principales razones son falta de experiencia (22.7%), sobrecarga (16.4%), sobrepeso (12.4%) y elongación (10%). Ver gráfico 1.

Imagen_Lesiones_por_que_nos_lesionamos_por_Manuela_Besomi_02

Considerando lo anterior, ¿qué muestra la evidencia como razones de lesión en el running?

Se ha estudiado en extenso las posibles causas de lesión en el running, pero pocas conclusiones y acuerdos se han logrado desde la comunidad científica. A pesar de que la evidencia es limitada, algunos autores plantean que el sobrepeso, lesiones previas y carga de entrenamiento, se asocian significativamente con lesión. De hecho, tener una lesión previa aumenta más del doble la probabilidad de tener una nueva lesión. En términos clínicos, poco se ha podido encontrar, excepto en la disfunción patelo femoral (DPF), donde se han visto asociaciones entre la debilidad de la musculatura de cadera y pelvis (glúteo medio) con la presencia de dolor de rodilla. Hasta al momento no se ha podido comprobar que la elongación y el tipo de zapatilla influye en el desarrollo de una lesión en el running.

Si comparamos la evidencia con la información proporcionada por los participantes de nuestro estudio, existen algunas contradicciones que son importantes de abordar. Como investigadores, sabemos que ciertos aspectos están muy comprobados (como la lesión previa), pero como clínicos sabemos también que otros aspectos son relevantes, pero aún no se ha podido evidenciar (como la preparación física, técnica de carrera o la falta de entrenamiento).

Bueno, ¿entonces qué hacemos?

Primero, sabemos que aquellas personas que sufrieron una lesión previa tienen mayor riesgo de sufrir una nueva lesión, por lo tanto si usted está dentro de ese grupo, preocúpense de tener su cuerpo preparado y libre de dolores o lesiones para comenzar una rutina de entrenamiento.

Segundo, existe cada vez mayor evidencia que habla sobre el riesgo de lesionarse dado una inadecuada preparación previa y falta de adaptación a la carga de entrenamiento. El proceso de entrenamiento y acumulación de kilometraje debe ser graduado y suficiente para las expectativas y metas que nos propongamos. Si queremos correr una ultra maratón, debemos asegurarnos de que nuestro cuerpo tolerará las cargas. Esto solo se logra con adecuada planificación y asesoría.

Por último, debemos entender que la investigación nos ayuda a explicar y comprobar ciertas hipótesis respecto a un tema (en este caso la lesión), pero no confundir la falta de evidencia con la no existencia de un fenómeno. No todo lo podemos comprobar, y existen variadas formas de ver una misma realidad.

En el próximo artículo les hablaré desde la mirada kinésica cómo creo debemos enfrentar las lesiones en el running.

Como esto es una comunidad, quisiera cerrar esta nota preguntándoles: ¿Cómo creen ustedes se pueden evitar las lesiones en el running?

Miércoles 13 de julio de 2016

Manuela_Besomi_2015_UDD


Klgo. Manuela Besomi M.

Facultad de Medicina Clínica Alemana-Universidad del Desarrollo
56-2-23279648
mbesomim@udd.cl

Logo_Facultad_de_Medicina_Clinica_Alemana

Comentarios

comments